¿Dudas? Llámenos al 938 796 235 info@aseiip.com

Cada día aparecen en las noticias más número de falsificaciones de documentos, de ropa y de marcas. Por desgracia, este es un tema cada vez más extendido y por ello, el trabajo de un perito judicial en estos casos es necesario. El proceso de esta labor es complejo y minucioso ya que hay que analizar al detalle para comprobar si existe falsificación. Pero, ¿sabes en qué consiste todo el trabajo de un perito judicial? o ¿cuándo es necesario comprobar una falsificación de firma? Vamos a analizarlo en este artículo.

Qué es un perito judicial experto en falsificaciones

Un perito judicial es una persona especializada en un tema con estudios superiores o no que suministra información que puede ser utilizada ante los tribunales de justicia. Estos profesionales pueden ser propuestos por una o ambas partes en un juicio. En España estos especialistas son considerados como ‘órganos de auxilio judicial’, lo que significa que sin ser funcionarios de carrera del Estado prestan sus servicios para casos de asistencia en materias concretas ante los juzgados y tribunales. Un dictamen judicial permite a un juez conocer datos sobre un hecho, por tanto deberá tener una estructura clara, con fácil entendimiento y adecuada exposición.

En el caso de falsificación de documentos o firmas, el perito judicial debe ser experto en caligrafía con el fin de analizar el tipo de letra y comprobar su autenticidad. Es muy recurrido ante casos de presunta falsificación como documentos bancarios, testamentos o escrituras, entre otros. Para la falsificación de ropa o marca, el perito judicial deberá ser especialista en la Propiedad Intelectual e Industrial.

Pasos a seguir ante una falsificación de documentos

Cuando tenemos una serie de documentos que presuntamente han sido objetos de falsificación, el primer paso que debemos seguir es el de contactar con una empresa especialista en la falsificación documental. Estas compañías trabajan con peritos judiciales que los analizan de forma minuciosa para comprobar su autenticidad. Para ello es necesario adjuntar documentos oficiales en los que se pueda ver la firma original y también otro escrito a mano para analizar el cuerpo de escritura. Estos datos sirven para analizar la forma que poseen las letras manuscritas y contrastarlas con el documento falsificado. No importa si se ha utilizado papel y tinta o a máquina, ya que existen numerosos métodos para descubrir las falsificaciones de firmas y de documentos. Estos métodos se utilizan para estudiar y analizar:

  • Testamentos
  • Cheques bancarios
  • Libros de contabilidad
  • Contratos laborales
  • Escrituras
  • Registros médicos
  • Documentos anónimos
  • Documentos bancarios

Una vez que el perito judicial tenga en su poder tanto los documentos presuntamente falsificados y otros originales o con firma original, se pasa al análisis en el laboratorio. Para estudiar la escritura se tienen en cuenta valores como la inclinación de los ejes de escritura, diagramación, intervalos, calibre, proporcionalidad o grosor de los trazados, entre otros. Para estos casos el perito judicial suele ser un perito caligráfico. Al finalizar el estudio, el perito judicial dictamina la autenticidad o falsedad de la escritura y por tanto del documento y lo pone en conocimiento del interesado. Este dictamen se recoge en un informe denominado Pericia Documentológica.

Qué hacer ante una falsificación de marca o ropa

En los casos de falsificación de ropa o de marca la persona que realizará el análisis para comprobar su autenticidad será un perito judicial experto en Propiedad Intelectual e Industrial. Existen diferentes tipos de falsificaciones de marcas o patentes:

  • Falsificación pirata: son los más comunes ya que los solemos encontrar en los mercadillos o puestos ambulantes. Se trata de una copia del producto que se distribuye de manera ilegal.
  • Plagio: aquí se puede ver como el producto es ligeramente parecido al original aunque tiene ciertas diferencias.
  • Falsificación del diseño: es cuando se utiliza el diseño de un autor sin su autorización.
  • Falsificación de marca: son los que encontramos en productos que tienen un logotipo concreto para su mejor comercialización pero que ha sido colocado sin el consentimiento de su autor. Aunque se trata de un nombre similar que induzca a su confusión, se tratará de una falsificación de marca.

Cuando nos encontremos ante un producto como una prenda de ropa que creamos que ha incurrido a una falsificación de marca, lo podemos corroborar con 3 pasos:

  1. Verificar si la marca en cuestión está registrada en la Superintendencia de Industria y Comercio.
  2. Ver si el uso que se está haciendo de la marca tiene el consentimiento de su autor.
  3. Comprobar si la marca es idéntica a la original.

Si tras comprobar los tres pasos anteriores aún tenemos dudas podemos contactar con una empresa especializada para que lo analice. En Aseiip ofrecemos dictámenes judiciales tras comprobar las inscripciones de Propiedad Industrial e Intelectual en los registros y realizar una comparación con elementos originales en el laboratorio. Los informes pueden ser simples, es decir, con una descripción técnica de la falsificación de marca o más completos para que incluyan imágenes, capturas de pantallas, logotipos, etc, con el fin de esclarecer si se trata de un caso de falsificación de ropa o no. Con este informe el cliente puede proceder a presentarlo ante una demanda judicial.

Cómo afecta la falsificación al consumidor

Cuando una empresa sufre la falsificación de sus productos sus ventas se reducen ya que disminuye su producción. Este hecho afecta al número de puestos de trabajo que estas compañías ofrecen, al poder seguir desarrollando su creatividad con otros artículos y a su imagen de marca. Por otra parte, no se trata solo del daño que una falsificación de marca cause a una gran o pequeña y mediana empresa, sino que también afecta al consumidor. Si una persona paga por un producto un precio que no le corresponde al ser un artículo falsificado, el cliente se siente estafado económicamente. Además, hay que añadir el agravante de los materiales utilizados para confeccionar dicho producto. Esto ocurre sobre todo en los casos de falsificación de ropa, calzado, accesorios, etc, ya que el consumidor adquiere un bien por un precio no solo por la marca sino por su calidad. Las falsificaciones no utilizan los mismos elementos de las marca y por tanto, su calidad mengua.

 

Si quieres conocer más acerca de las falsificaciones de documentos, en Legis.pe encontrarás  más información.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies